Entradas

Última entrada.

Descubriendo la Nebulosa del Velo.

Imagen
La Nebulosa del Velo.

El Telescopio Espacial Hubble de la NASA / ESA ha fotografiado tres magníficas secciones de la Nebulosa del Velo: los restos destrozados de una supernova que explotó hace unos 5-10.000 años. Las nuevas imágenes del Hubble proporcionan hermosas vistas de la estructura delicada y tenue que resulta de esta explosión cósmica.
Aunque no solemos pensar en ello, las estrellas que brillan en el cielo nocturno no brillan para siempre. La vida de una estrella depende de lo grande y pesada que sea. Cuanto más grande es la estrella, más corta es su vida. Cuando una estrella significativamente más pesada que nuestro Sol se queda sin combustible, se derrumba y explota en una catastrófica explosión de supernova. Una supernova libera tanta luz que puede eclipsar a toda una galaxia de estrellas juntas. La estrella explotando barre una enorme burbuja en sus alrededores, bordeada con restos estelares reales junto con material arrastrado por la onda expansiva. Esta capa de gas brill…

Completado el sondeo espectroscópico más profundo hecho hasta el momento.

Imagen
MUSE (Multi Unit Spectroscopic Explorer) penetra en zonas inexploradas del Campo Ultraprofundo del Hubble.

Utilizando el instrumento MUSE, instalado en el telescopio VLT (Very Large Telescope) de ESO, en Chile, un equipo de astrónomos ha llevado a cabo el sondeo espectroscópico más profundo hecho hasta el momento. Se han centrado en el Campo Ultraprofundo del Hubble (HUDF, Hubble Ultra Deep Field), midiendo distancias y propiedades de 1600 galaxias muy débiles, incluyendo 72 galaxias que nunca habían sido detectadas con anterioridad, ni siquiera por el Hubble. Este revolucionario conjunto de datos ya ha dado lugar a diez artículos científicos que se publican en un número especial de la revista Astronomy & Astrophysics. Los astrónomos han obtenido información sobre la formación de estrellas en el universo temprano y han podido estudiar los movimientos y otras propiedades de las galaxias tempranas, algo posible gracias a las exclusivas capacidades espectroscópicas de MUSE.
El equipo…

Cas A, los elementos de una supernova.

Imagen
Chandra revela la naturaleza elemental de Cassiopeia A.

¿De dónde viene la mayoría de los elementos esenciales para la vida en la Tierra? La respuesta: dentro de los hornos de estrellas y las explosiones que marcan el final de la vida de algunas estrellas.
Los astrónomos han estudiado durante mucho tiempo las estrellas en explosión y sus restos, conocidos como "restos de supernovas", para comprender mejor cómo las estrellas producen y luego diseminan muchos de los elementos observados en la Tierra y en el cosmos en general.
Debido a su estado evolutivo único, Cassiopeia A (Cas A) es uno de los remanentes de supernova más intensamente estudiados. Una nueva imagen del Observatorio de rayos X Chandra de la NASA muestra la ubicación de diferentes elementos en los restos de la explosión: silicio (rojo), azufre (amarillo), calcio (verde) y hierro (púrpura). Cada uno de estos elementos produce rayos X dentro de rangos de energía estrechos, lo que permite crear mapas de su ubicación…

Cas A, explosión de una estrella de dentro a fuera.

Imagen
Cassiopeia A (Cas A), modelo tridimensional.

Por primera vez, se ha creado una reconstrucción en tres dimensiones tridimensional (3-D) de un remanente de supernova. Esta sorprendente visualización de Cassiopeia A (Cas A), resultado de una explosión hace aproximadamente 330 años, utiliza datos de rayos X de Chandra, datos infrarrojos de Spitzer y datos ópticos preexistentes del telescopio de 4 metros de NOAO en Kitt Peak y el Telescopio Michigan-Dartmouth-MIT de 2,4 metros. En esta visualización, la región verde es principalmente hierro observada en rayos X. La región amarilla es una combinación de argón y silicio que se ve en los rayos X, ópticos e infrarrojos, incluidos los chorros de silicio, más restos externos vistos en la óptica. La región roja es restos fríos vistos en el infrarrojo. Finalmente, el azul revela la onda expansiva externa, la más prominente detectada en los rayos X.
La mayor parte del material que se muestra en esta visualización, que comienza con la interpretación…

Messier 16, nebulosa molecular masiva.

Imagen
La Nebulosa del Águila, un águila de proporciones cósmicas.

ESO ha publicado hoy una nueva e impresionante imagen del cielo alrededor de la Nebulosa del Águila, una maternidad estelar donde cúmulos enteros se forjan en el interior de monstruosas columnas de gas y polvo.
Ubicada a 7.000 años-luz de distancia en la constelación de Serpens (la Serpiente), la Nebulosa del Águila es una deslumbrante maternidad estelar, una región de gas y polvo donde estrellas jóvenes se están formando continuamente; entre ellas, acaba de nacer NGC 6611, un cúmulo de estrellas masivas y calientes. La luz intensa y los fuertes vientos emitidos por estas estrellas masivas, esculpen pilares de años-luz de longitud, cuyas siluetas destacan en la imagen sobre el fondo brillante de la nebulosa. La nebulosa misma presenta una forma que recuerda vagamente a un águila, donde los pilares centrales serían las garras.
El cúmulo estelar fue descubierto en 1745–46 por el astrónomo suizo Jean Philippe Loys de Chéseaux. F…

Messier 16, Los Pilares de la Creación.

Imagen
Revisitando un icono cósmico.

El Telescopio Espacial Hubble de la NASA/ESA ha remirado uno de sus más populares e icónicas imágenes: Los Pilares de la Creación de la Nebulosa del Águila. Esta imagen nos muestra como se ven los pilares en la luz visible. La nueva imagen del Hubble captura el resplandor multicolor de las nubes de gas observando extrañas vellosidades de polvo cósmico oscuro y tallos de color rojizo de los pilares de la famosa nebulosa.
El polvo y el gas de los pilares está siendo barrido por la intensa radiación de las jóvenes estrellas y erosionado por fuertes vientos provenientes de la formación estelar de estrellas masivas cercanas, debido a este hecho dichas estructuras irán desapareciendo con el paso del tiempo. Con esta nueva imagen se puede observar mejor y contrastar como evolucionan la estructura de los pilares a través del tiempo. Los Pilares de la Creación se encuentran a 7.000 años luz de distancia hacía la constelación Serpens Cauda, La serpiente.

Crédito:
N…

Messier 16, "El Capitel" de la Nebulosa del Águila.

Imagen
Una aguja estelar en la nebulosa del águila, "El Capitel".

Apareciendo como una criatura alada de un cuento de hadas colocada en un pedestal, este objeto es realmente una torre de gas frío y polvo que se levanta de un cuarto de niños estelar llamado la nebulosa del águila. La altura de la torre es de 9,5 años luz o cerca de 90 trillones de kilómetros de altura, aproximadamente el doble de la distancia de nuestro Sol a la siguiente estrella más cercana.
Las estrellas en la nebulosa del águila nacen en las nubes del gas de hidrógeno frío que residen en vecindades caóticas, donde la energía de las estrellas jovenes esculpe paisajes fantásticos en el gas. La torre puede ser una incubadora gigante para esas estrellas recién nacidas. Un torrente de luz ultravioleta procedente de una banda de estrellas jóvenes, masivas y calientes (de la parte superior de la imagen) está erosionando el pilar.
La luz de las estrellas también es responsable de iluminar la superficie rugosa de la torre…

Las profundidades de la Gran Mancha Roja de Júpiter.

Imagen
Juno de la NASA investiga las profundidades de la gran mancha roja de Júpiter.

Los datos recopilados por la nave espacial Juno de la NASA durante su primer pase sobre la Gran Mancha Roja de Júpiter en julio de 2017 indican que esta característica icónica penetra bien debajo de las nubes. Otras revelaciones de la misión incluyen que Júpiter tiene dos zonas de radiación previamente inexploradas. Los hallazgos fueron anunciados el lunes en la reunión anual de la Unión Geofísica Americana en Nueva Orleans.
"Una de las preguntas más básicas sobre la Gran Mancha Roja de Júpiter es: ¿cómo de  profundas son las raíces?" dijo Scott Bolton, investigador principal de Juno del Southwest Research Institute en San Antonio. "Los datos de Juno indican que la tormenta más famosa del sistema solar tiene casi una Tierra y media de ancho, y tiene raíces que penetran unas 200 millas (300 kilómetros) en la atmósfera del planeta".
El instrumento científico responsable de esta revelación …